Skip to main content

La Conferencia de las Naciones Unidas para el Comercio y el Desarrollo (UNCTAD) publicó ayer un informe donde indica que el comercio mundial alcanzó un máximo histórico en 2021. Esto se debió a que el flujo global de bienes se mantuvo sólido y los servicios recuperaron los niveles pre pandemia.

Las principales economías registraron un crecimiento de las importaciones y exportaciones, superando así los niveles de 2019. Sin embargo, el mayor impulso al comercio de bienes provino de los países en desarrollo que se vieron favorecidos por la mayor demanda (y precios) de las materias primas.

Ahora se espera que el comercio global siga creciendo, pero a tasas más suaves que las de 2021. Entre los factores más importantes que determinarán su evolución en el corto plazo, la UNCTAD enumera:

  • Crecimiento económico más lento: se han revisado a la baja todas las proyecciones de crecimiento para 2022, principalmente por los problemas de inflación en el mundo y las preocupaciones por los crecientes niveles de deuda.
  • Desafíos en cadenas de suministro global: los problemas logísticos, el aumento en los precios de la energía y la falta de semiconductores generaron restricciones en la oferta de productos y se espera que estas se sostengan durante parte del 2022.
  • Regionalización del comercio: la reciente puesta en funcionamiento del RCEP generará un desvío de comercio en favor de los países de Asia oriental, en detrimento de los países no miembros.
  • Transición a una economía verde: el comercio reflejará más el incremento en la demanda global de productos ambientalmente sostenibles.

 

Fuente: Instituto de Estrategia Internacional  de la CERA

Suscríbete a nuestro canal de YouTube DAGRI TV 💻

DAGRI COMERCIO INTERNACIONAL © Todos los derechos reservados 2014-2019.